TENDENCIA

Lo condenaron por someter a una mujer a tocamientos impúdicos, en la calle

0

Sergio Daniel Burgos (38) fue condenado a la pena de seis meses de prisión de ejecución condicional por resultar autor penalmente responsable del delito de abuso sexual simple.

El juez Javier Aranibar, vocal de la Sala I del Tribunal de Juicio, ordenó que el condenado continúe en libertad por la modalidad de la pena impuesta y le impuso una serie de obligaciones por el lapso de dos años: fijar residencia y notificar cualquier cambio al tribunal en un plazo de 48 horas; someterse al cuidado de la autoridad de control; abstenerse de usar estupefacientes y de abusar de bebidas alcohólicas; prohibición de acercamiento a la víctima y a su grupo familiar a una distancia de 200 metros; realizar tratamiento psicológico previo examen de un facultativo. Todo ello con apercibimiento de revocarse la condicionalidad de la pena impuesta.

Finalmente, el juez ordenó que se le practique al condenado examen médico y extracción de material genético por parte del Servicio de Biología Molecular del Departamento Técnico del Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF), previa asignación del Dato único de Identificación Genética (DUIG), para su incorporación en el Banco de Datos Genéticos.

Sergio Daniel Burgos fue condenado por un hecho ocurrido en inmediaciones del Monumento 20 de Febrero. La denunciante relató que transitaba a pie por el lugar cuando el imputado, que se trasladaba en bicicleta, pasó a su lado y le tocó un pecho. La damnificada persiguió al acusado hasta inmediaciones de un supermercado ubicado en la zona, donde Burgos fue demorado por efectivos de una patrulla policial.

Cabe destacar que si bien existen otros hechos de abuso sexual mas importantes en cuanto a la magnitud de producción, estos casos no implican que no sean relevantes. En este marco, debe resaltarse que la víctima no deseaba ser tocada por su agresor, no tenía obligación de soportar la agresión del imputado.

El agresor así tendrá que entender, al igual que otros hombres y también otras mujeres, que la acción perpetrada conlleva implícitamente una idea de superioridad del hombre sobre la mujer. Este esquema así planteado, reproduce relaciones desiguales entre los géneros y favorece la visión de la mujer como un objeto de cosificación, apropiación, discriminación y violencia”.

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like