DESTACADO

Estos chicos no estaban violando ninguna norma ni molestando a la gente

0
lo manifestó el padre de un integrante del ballet folklorico que fueron corridos por la municipalidad e intimidados por la policia.

Con una ocupación hotelera de casi el 100% y la ciudad repleta de turistas, la semana pasada ocurrió un hecho que hizo estallar de bronca e impotencia a quienes visitaron la Ciudad de Salta. La situación fue captada por un testigo que lo compartió en Tik Tok y rápidamente se viralizó por el repudio y la indignación que causó. Un grupo de bailarines de folclore fueron sacados de la Plaza 9 de Julio por personal municipal acompañado de la Policía.

“Ellos estaban en la plaza bailando y se acercó un funcionario municipal que no tenemos en claro que función cumplía ni cuál es su nombre porque no se identificó, y les dijo que no podían desarrollar esa actividad. Se hizo mención precisamente al tema del parlante que estaban usando y los invitó a retirarse del lugar. Llamaron al personal policial, rodearon a los chicos que se vieron bastante intimidados y tuvieron que retirarse del lugar”, contó Sebastián Ipharraguerre, papá de uno de los jóvenes integrantes del ballet folklórico.

Al enterarse de la situación, con mucha bronca, hizo un descargo en Twitter mostrando su indignación con lo que había pasado y la impotencia que sintió con algo que él consideró que fue un abuso de autoridad.

“Estos chicos no estaban transgrediendo ninguna ordenanza municipal, no estaban incurriendo en una situación de distorsión sonora como se quiso decir en algún momento. Realmente no estaban violando ninguna norma ni molestando a la gente. Lo que cometió este inspector es abuso de autoridad, no tendría que haber censurado esta expresión artística de los chicos y mucho menos debieron forzar el retiro de los chicos”, dijo.

Algo que indignó aún más a los padres y a los chicos, fue la respuesta que dio la Municipalidad y Daniel Nallar, secretario Legal y Técnico, a través de Twitter.

“Buenas tardes! Acompañamos y fomentamos todas las expresiones artísticas en la medida que se respeten las ordenanzas vigentes y los códigos de convivencia. En el momento previo al video, se les explicó a los artistas, que se puede tocar la guitarra y bailar en cualquier parte de la Ciudad, lo que no está permitido es conectar alto parlante con amplificadores en un espacio que es de todos”, escribieron desde el usuario Municipalidad de Salta.

Mientras que, Nallar publicó: “Hola Sebastián. Hay muchos abusos en los espacios públicos de la Ciudad y desde el gobierno municipal lo trabajamos con respeto y cuidado. Había reclamos de vecinos y turistas que no podían escuchar a los guías turísticos (quienes no podían trabajar) y tampoco disfrutar la plaza”.

“La respuesta fue bastante insólita, ellos dicen que fomentan las actividades culturales pero que no se puede conectar un altoparlante. Es muy raro, muy extraña la respuesta porque no se habla del nivel de decibeles. Se están manejando con una doble vara porque no es la primera vez que se reproduce música en un espacio público. Los chicos estaban bailando con un parlante chiquito. No estaban violando ninguna norma de convivencia, lo que cometió la Municipalidad fue un abuso de autoridad”, aseguró Ipharraguerre.

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like