DESTACADO

Bolivia ha incumplido una obligación internacional pero el límite es la xenofobia

0
El turista salteño Alejandro Benítez murió en Bolivia, tras sufrir un siniestro vial y luego de que le negaran la atención médica por no poseer dólares o pesos bolivianos para afrontar el costo. Por ello, la Cancillería argentina, por intermedio de su embajada en La Paz, elevó formalmente una nota de protesta oficial al Ministerio de Relaciones Exteriores del país vecino, por el incumplimiento del tratado internacional sobre Asistencia Médica firmado en 2019.

Ante lo sucedido, el Gobierno de Salta presentó un pedido ante la Cancillería argentina para que se realicen las gestiones necesarias ante el Estado Plurinacional de Bolivia en reclamo por el abandono, la falta de atención médica y la muerte de Benítez.

“Estos son temas recurrentes y cada vez que se producen a mí lo que me genera es mucha preocupación por la escalada xenófoba. En este caso nos toca muy de cerca.Estos son temas recurrentes y cada vez que se producen a mí lo que me genera es mucha preocupación por la escalada xenófoba. En este caso nos toca muy de cerca. Ahora, desde el punto de vista de los acuerdos internacionales, y más allá de los acuerdos, desde la mera óptica de juramento hipocrático esto no puede ocurrir. La familia e incluso el Estado Argentino pueden hacer un reclamo judicial, penal y civil porque Bolivia ha incumplido con una obligación internacional”, sostuvo Gustavo Barbarán, director del Instituto de Derecho Internacional de la Universidad Católica de Salta.

Según Barbarán, para el derecho internacional el médico, la enfermera o el chofer de la ambulancia que se negaron a darle atención médica a Benítez por no tener los pesos bolivianos que pedían, estaban actuando como agentes del estado.

“Acá también debemos preguntarnos, particularmente los salteños, por qué ocurren estas cosas. A mí se me revuelve el estómago cuando escucho la precariedad de los argumentos, acá lo que hay que analizar es por qué se llega  esa situación. Yo noto como una especie de revancha sociológica de parte de Bolivia, como que se están cobrando todas las afrentas que nosotros les hemos hecho”, manifestó Barbarán.

Por otro lado, aseguró que de ninguna manera esto justifica la muerte del profesor y que la familia debería resarcirse moral, penal y civilmente de este accidente. Además, agregó que algunas de las cosas que hacen en Bolivia como cobrar más cara la nafta a los argentinos, acá también se hacen con otras cosas, como por ejemplo las entradas a los museos.

“Son prácticas en todos los países del mundo. El límite siempre es la xenofobia, no hay que caer en eso, mucho menos los salteños. Los bolivianos son personas que tiene cultura del trabajo y ha hecho mucho por Salta. No tiene nombre lo que ha sucedido, pero hay un montón de cosas para analizar, desde el comportamiento social de los argentinos a los bolivianos, quienes después se toman la revancha. Hay mucho atrás de este accidente”, expresó.

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like